30-12-2020

CARTA ABIERTA

INSTAN A CONSTRUIR UN PERONISMO PARA EL PAÍS Y NO UN PAÍS PARA PERONISTAS

Con la firma de referentes institucionales y sociales de la Argentina, se hizo público 
un pronunciamiento del denominado Movimiento 21 respecto al año de gobierno 
del Frente de Todos. En él, advirtieron sobre la necesidad de priorizar a la República 
por sobre los intereses sectorizados. Hasta el momento, señalaron que, además 
de la pandemia, los problemas fueron "la herencia macrista, los diagnósticos 
errados, recetas viejas y fracasadas, mucha retórica y poca gestión visible".


Desde el Movimiento 21 emitieron un comunicado en el que abordaron el contexto vigente tras el primer año de gestión del gobierno del Frente de Todos, encabezado por Alberto Fernández y las huestes de Cristina Kirchner.

Referentes de distintas esferas institucionales y sociales, como Pascual Albanese, Gilberto Alegre, Raúl Álvarez Echague, Daniel Basile, Eduardo Camaño, Pablo Challú, Chichi Doga, "Chiche" Duhalde, Fernando Guerrero, Oscar Lamberto, Marcelo López Arias, Jorge Matzkin, Carlos Martínez, Lucrecia Monti, Eduardo Mondino, Verónica Piñeiro, Hugo Quintana, Jorge Remes Lenicov, Humberto Roggero, Eduardo Rollando, Guillermo Schweinhein, Miguel Ángel Toma, y Juan Tufaro consideraron necesario manifestar las inquietudes dentro de un contexto agravado por la pandemia, pero que de todas formas arrojó varias señales de alerta en diferentes variables que componen la vida política, social y económica de la Argentina. 
"Pocas de las esperanzas cifradas en las elecciones se alcanzaron. Sin duda la pandemia fue la causa principal de los problemas, pero no la única: la herencia macrista, los diagnósticos errados, recetas viejas y fracasadas, mucha retórica y poca gestión visible", subrayaron.
Advirtieron además un resquebrajamiento en el Frente de Todos. "Hacia el interior de la coalición, comenzaron a verse grietas profundas y cada vez más indisimulables. Las prioridades y los objetivos de los principales actores son antagónicos y los efectos de la confrontación, devastadores", aseguraron.
"La pobreza creciente es una dura cachetada al discurso voluntarista. No hay sistema económico de ningún signo que pueda crecer sin inversiones, sin acumulación de capital", espetaron en referencia al relato "solidario" que pretendió instalar Alberto y su equipo al principio de este año. "A pesar del arreglo de la deuda externa, con un período de gracia de cuatro años, sin desembolsos, el país no logra ser creíble. El endeudamiento que toma el Gobierno es usurario y el crédito casi inexistente", agregaron para contrarrestar una de las pocas buenas noticias que expusieron desde el Frente de Todos en 12 meses.
"Seguramente después de la caída habrá algún rebote, pero difícilmente lleguen las inversiones que el país necesita y las que pueden llegar podrían ser estratégicas para terceras naciones, pero fatales para el país", anticiparon.

"Gobierno bicéfalo"

En el siguiente párrafo aprovecharon para circunscribir las enclenques maniobras de gestión kirchneristas so pretexto de la épica y la revolución, centrando el foco en el quiebre evidenciado entre el "albertismo" y el cristinismo. "Hay dos antecedentes en nuestra joven democracia, al cabo del primer año, de gobiernos que produjeron cambios drásticos en sus políticas, estabilizaron la economía y ganaron elecciones. La diferencia con la actualidad es que las presidencias se correspondían con la jefatura política. Hoy, con un gobierno bicéfalo, todo es más difícil. La experiencia enseña que si la política no conduce los ajustes de la economía, los ajustes los hacen los mercados y suelen ser muy crueles", indicaron. 
Por último, aseguraron que es imperioso priorizar al país por sobre las ambiciones políticas, los relatos para cumplirlas y la ya histórica grieta. "Sin un proyecto de reconstrucción no se lograrán los consensos que permitan la unidad nacional. El camino a transitar será muy complejo pero posible. Sin consenso, ahondando la grieta, la profundización del deterioro será inevitable", concluyeron.

Instituciones en riesgo
"Nuestro drama es no aprender de los errores que se reiteran una y otra vez. Como peronistas que incorporamos a nuestra identidad el rechazo y el nunca más a una dictadura y ayudamos a construir un sistema democrático que garantice el funcionamiento del Estado de Derecho, regido por normas estables no por caprichos personales, no podemos ignorar algunos intentos de atropellar las instituciones, basados en supuestas épicas y disfrazados heroísmos", remarcaron para enfatizar sobre uno de los ítems que caracterizaron a esta gestión del Gobierno central: la avanzada sobre la Justicia con constantes batallas en distintas órbitas del sistema, con el máximo Tribunal de la Nación, entre uno de los territorios de mayores conflictos. 
"No es la mejor señal querer controlar el Ministerio Público y destituir a una Corte Suprema donde el 80 por ciento de los miembros fue propuesto por alguna variante del peronismo. Muchos de lo que atacan a esta Corte se horrorizaban con las mayorías automáticas", recordaron con oportunismo.
"Nuestro sistema judicial está plagado de imperfecciones. Nunca fue inmune a los vaivenes políticos. Hubo cortes mediocres, vergonzosas, corruptas y también brillantes, pero respetar las instituciones de la Constitución es lo básico para ser un país normal", aseveraron.
"La historia del peronismo se engrandeció con luchas épicas, con mártires que fueron perseguidos, que pagaron su militancia con la cárcel, sin causa ni proceso, a disposición del Poder Ejecutivo o en los procesos dictatoriales secuestrados y ejecutados. Hoy existen funcionarios y militantes políticos condenados y otros sospechados en causas penales, con los debidos procesos judiciales, principalmente con acusaciones de corrupción. Hay una diferencia sustancial entre ser un preso político o un político preso", añadieron.
Hicieron hincapié de esta manera a la tendencia mundial que se replica en los últimos años, atribuyendo dicha impronta al comando kirchnerista: "La construcción de poderes hegemónicos es un fenómeno en boga en muchas regiones de la tierra. El cuestionamiento solapado o explícito a las democracias siempre se escuda en intereses supremos, pero en la práctica son modelos dictatoriales con tres poderes dirigidos por una sola conducción".
"El partido único, sin alternancia y sin libertades se da de bruces con el legado de Perón. La inmensa mayoría de los fracasos es de los dirigentes, pero las facturas las pagan los pueblos y principalmente los más pobres", añadieron con contundencia.

Diario El Libertador Edición On Line






Virginia Sweaters - Galería paseo del Pilar - Corrientes




www.corrientescate.com

(c) 2008 - 2021 - Corrientescate.com - Corrientes - Provincia de Corrientes - Argentina